Hoy se cumplen seis años de la muerte de Martin Ugalde

Martín Ugalde nació el 11 de Noviembre de 1921 en Andoain (localidad de la que es hijo predilecto), su padre era concejal del PNV en Andoain y por ello Martín tuvo que abandonar junto a su familia Andoain, durante el transcurso de la Guerra Civil, van cambiando de población, primero Hernani, luego Donostia, Zumaia, Mundaka y Bilbao, ciudada en la que permanecen hasta la caída de la misma lo que les hace huir hacia Santander. Aquí la familia queda dividida ya que el padre tendrá que seguir por Asturias y Barcelona, su hermano pequeño de 13 años a Rusia, mientras que Martín y su madre salen en el barco inglés New Castle a Francia, a Château-Chinon (Nievre), donde permanecen 9 meses.

Tras esa estancia su madre se va en busca del padre de Martín a Barcelona y Martín se queda en Iparralde en las colonias (istituciones escolares) del Gobierno vasco, primero en Donibane Garazi y luego en Donibane Lohitzune, en este tiempo donde tiene cómo profesores a Zumalabe, Barandiarán, Dorronsoro o Adrián de Ugarte entre otros, y permanece estudiando hasta el estallido de la Guerra Mundial, Martin Ugalde se encuentra solo y es enviado por las autoridades francesas al Campo de Gurs donde permanecerá mes y medio.

Después de estar en Gurs vuelve a Donibane Lohitzune en Junio de 1940 gracias a Iñaki Aspiazu, y desde allí logra un salvoconducto para volver a Andoaín, donde no podrá salir del pueblo y tendrá que ir todos los domingos al cuartel de la Guardia Civil.

Le toca hacer el servicio militar en Tetuan y después vuelve a Andoain donde consigue un buen trabajo, además de ser futbolista y secretario del Club Euskalduna, y realizar las crónicas de Andoain en el Diario Vasco.

Su padre se encuentra en Venezuela intentando unir a su familia, por un lado traer a su hijo menor que se encuentra en Odessa después de haber estado en Stalingrado, Rusia, y a Martin y a su madre que estos cogen un barco el 12 de Octubre de 1947 que les lleva a Venezuela y la familia se vuelve unir tras 10 años en Caracas.

Martín ya tiene 25 años y sueña con ser escritor, pero había que ganarse la vida en el exilio y comienza vendedor hasta que le contratan en la General Motors, su idea sigue siendo la de convertirse en escritor por lo que a los 8 meses deja el trabajo en General Motors y comienza su andadura en la revista Elite.

En aquella época tiene mucha relación con la Euskal-Etxea de Caracas, se afilia al PNV y al sindicato ELA. Es uno de los fundadores de EGI en Caracas, y en seguida se convierte en Presidente de la Euskal Etxea y en el director de la revista Euzkadi. Durante ese periodo sigue escribiendo y colabora con distintas publicaciones, cómo la revista Alderdi del PNV de la que fue director.

Volvió a Euskal Herria en el año 1969, y en 1971 tras la muerte de Joseba Rezola, entra de consejero en el Gobierno Vasco en el exilio cuyo Lehendakari era Jesus María Leizaola, cargo que Martín Ugalde ocupó hasta 1975. En 1973 es expulsado por la policía española y vuelve a residir en Iparralde hasta la muerte de Franco, donde vuelve y se afinca en Hondarribia.

Es una de los fundadores del diario Deia en 1977 y subdirector, y en el año 1982 entra de consejero en el Gobierno Vasco de la mano del Lehendakari Carlos Garaikoetxea, en 1986 tras la escisión en el PNV y tras el nacimiento de Eusko Alkartasuna, Martín Ugalde se queda en el nuevo partido, Eusko Alkartasuna.

En 1989 es uno de las setenta personalidades del mundo de la Cultura, que sacan la iniciativa “Egunkaria Sortzen”, iniciativa que logró su objetivo en la primavera de 1990, cuando salió en los Kioscos el diario en Euskara Euskaldunon Egunkaria, gracias al trabajo de más de 3.000 voluntarios y a los bonos que se vendieron para dotarlo de fondos económicos.

En el año 2003 el juez instructor de la audiencia nacional, Juan del Olmo, ordena la clausura del diario Egunkaria y el embargo preventivo de todos los bienes de Egunkaria, por formar presuntamente parte del conglomerado empresarial controlado por ETA, en este momento las cuentas bancarias de Martín Ugalde son bloqueadas no siendo desbloqueadas hasta después de su muerte. El 12 de Abril de 2010 (7 años más tarde) el diario queda absuelto de todos sus cargos.

Entre otros reconocimientos es hijo predilecto de Andoain, Doctor Honoris Causa de la UPV, Vasco Universal por el Gobierno Vasco y miembro de honor de la academia de la lengua vasca.

Libros de Martín Ugalde

Cuentos

Un real sueño sobre un andamio Cromotip, 1957
La semilla vieja Caracas, 1958
Iltzailleak Caracas, 1961
Las Manos grandes de la niebla Caracas, 1964
Sorgiñaren Urrea Itxaropena, 1966
Itsasoa ur-bazter luzea da Mensajero, 1973
Tres relatos vascos Txertoa,1974
Cuentos de inmigrantes Ediciones Vascas, 1979
Mantal Urdina Erein, 1984
Mugarri galduen itsumundua Irun Hiria Saria, 1985
Erretiradako trena Erein, 1997
La semilla vieja y otros cuentos Alberdania. 2003

Teatro

Ama gaxo dago Cromotip, 1964
Gurpegin aspaldi gertatuta 1965

Novelas

Las brujas de Sorjin Axular, 1975
Itzulera baten historia Elkar, 1990
Pedrotxo Elkar, 1995
Mohamed eta parroko gorria Elkarlanean, 2000

Trabajos de Historia

Sintesis de la historia del País Vasco Ediciones Vascas, 1974
Historia de Euskadi Planeta, 1981
Biografía de tres figuras nacionales vascas Sendoa, 1984
Lezo Urreztieta Elkar 1990
Manuel de Irujo un hombre leal a su tiempo Txertoa, 1992
Nueva síntesis de la historia del País Vasco Ttarttalo, 1997

Ensayo

Unamuno y el vascuence: Contra-ensayo Ekin, 1966
El problema vasco y su profunda raís politico-cultural Gip. Aurrezki Kutxa, 1980

Periodisticos

Imágenes de la Semana Santa en venezuela Caracas, 1956
Cuando los peces mueren de sed Caracas, 1963
Hablando con los vascos Ariel, 1974
Hablando con Chillida Txertoa, 1975
Bajo estos techos Caracas, 1979
Batasun eta zatiketaren artean Elkar, 1989

Video de la diáspora

Desde la diáspora se ha colaborado en este blog y por eso me ha parecido adecuado subiros este video para entender un poco mejor a la diáspora vasca.

Javier Caño Goian Bego

Con estas lineas no quiero hacer otra cosa sino rendir un homenaje a Javier Caño.

Me acuerdo todavía el día que conocí a Javier Caño dando una conferencia en el Alkartetxe de Gros, un militante comprometido con Euskal Herria que junto al Lehendakari Carlos Garaikoetxea puso los cimientos del autogobierno en Euskadi.

Caño fue secretario general del Consejo General Vasco en los años1979 y1980, entre 1980 y 1985 fue consejero de Presidencia con el Lehendakari Carlos Garaikoetxea y posteriormente ocupó las carteras de Empleo y de Justicia, además fue parlamentario de Eusko Alkartasuna durante la legislatura de 1986-1990 y decano de la Universidad de Deusto entre 1997 y 1999 (Facultad de Derecho), además formar parte de la Ejecutiva Nacional de Eusko Alkartasuna.

Javier Caño en la actualidad era el Presidente de la Fundación Alkartasuna y presidente de la Asociación Cluster de Industria de Medio Ambiente de Euskadi (ACLIMA).

Goian Bego

Con Larrazabal, homenaje y tarde ocupada

Este sábado fue un día movidito, tuve de todo en el día.

Primero los militantes y simpatizantes de Gazte Abertzaleak estuvimos con Jesús Mari Larrazabal candidato de Eusko Alkartasuna por Gipuzkoa al Parlamento Vasco. Fue una bonita jornada de trabajo en un ambiente distendido en los que los jóvenes le trasladamos nuestras preocupaciones, así como aportaciones, que Larrazabal recogió y debatió con nosotros.

Al terminar la reunión de trabajo con Jesús Mari Larrazabal, realizamos un emotivo homenaje a Eusebio Gurrutxaga, gudari del batallón Saseta, recientemente fallecido y que desgraciadamente no pudo recibir nuestro homenaje en vida, una pena la verdad.

A la tarde partido de la Real algún día hablaré a fondo de la Real, después cena en la sociedad del Ur-Kirolak y Caldereros.

Peio Irujo

Hablando con gente me han dicho que sería bonito dedicarle un espacio en este blog al recientemente fallecido Peio Irujo al igual que hice en su día con Imanol Murua.

Peio Irujo Elizalde, nació en una familia nacionalista vasca en los que cabe destacar entre otros a su tío don Manuel Irujo un gran referente nacionalista. Peio Irujo tuvo que exiliarse a Venezuela durante la dictadura de Franco, allí fue donde se casó y creo a su familia y en Caracas fue pues donde nacieron sus hijos entre ellos  Mikel Irujo actualmente europarlamentario de Eusko Alkartasuna dentro de la Alianza Libre Europea (ALE). Durante el exilio venezolano fue miembro de Radio Euskadi, radio perteneciente al Gobierno Vasco en el exilio, y de los colectivos de la resistencia al otro lado del Atlántico y dirigente del PNV durante la transición aparte de formar parte del Napar Buru Batzar y del Euskadiko Buru Batzar. En 1986 tras la creación de Eusko Alkartasuna se integró en el nuevo partido y fue presidente del mismo en Nafarroa y de la ejecutiva nacional hasta el último congreso que el partido celebró el pasado mes de Diciembre.

Peio Irujo fue pues un militante de los de quitarse el sombrero, de los que militaron primero aquí, luego en el exilio y finalmente otra vez en su tierra natal. Por todo ello lo mínimo que podemos hacer los abertzales de corazón es darle las gracias.

Tribuna Abierta (Imanol Murua, “plaza gizon”)

Imanol Murua, “plaza gizon”

Imanol Murua era un plaza gizon . Se presentaba a su pueblo con una mezcla de sencillez y dominio de la situación. El pueblo lo quería y él quería a su pueblo. Esa fue la clave de su éxito.

Yo tuve la suerte de trabajar con él. Él era diputado general de Gipuzkoa y yo el responsable de su gabinete, cargo a través del que pude conocerle bien y llegar a trabar una sólida amistad.

Mi primer encuentro con él no fue precisamente brillante. Eran los primeros años de la Orquesta Sinfónica de Euskadi en los que, a falta de mejores escenarios, solíamos colocar atriles y sillas en los presbiterios de nuestras magníficas iglesias parroquiales, o en los polideportivos de nuestros pueblos que se convertían así en templos no sólo del deporte sino también de la cultura musical.

Una de las actuaciones fue en Zarautz, precisamente en el polideportivo. Llegada la hora anunciada la Orquesta de Euskadi comenzó el concierto. Pasados pocos minutos se acercaron al recinto Imanol Murua y su esposa Maritxu y, al ir a entrar yo, como encargado de las relaciones públicas de la Orquesta, les dije que no podían hacerlo, que debían esperar a que la obra en ejecución concluyera; no protestaron y al escucharse desde fuera los aplausos, tras la interpretación de la primera de la obras, entraron.

Fue mi primer encuentro con él. Y no tuvo – ni tenía por qué tenerlo – repercusión negativa para mí; antes al contrario, cuando pasados varios años Imanol Murua fue elegido diputado general de Gipuzkoa, en el periodo 1987-91 me llamó y me ofreció el cargo de jefe de su gabinete

Antes de diputado general, fue diputado de Cultura, Educación, Deportes y Turismo. Al momento de aceptar el cargo se le presentó una duda de conciencia: ¿estaba preparado para ello? Y así se lo planteó a un amigo. Conocía el mundo de la educación porque en ella había desarrollado la principal actividad de su vida como profesor de la Escuela Profesional, como presidente de la ikastola Salbatore Mitxelena. En cuanto al deporte, él mismo era un decidido deportista y conocía las entrañas de las organizaciones deportivas desde la atalaya municipal.

Y en cuanto a turismo no era la asignatura peor aprendida: la concejalía primero y la Alcaldía de Zarautz después, le habían proporcionado abundante conocimiento de la problemática del turismo. ¿Pero la cultura? El complejo mundo de los artistas, escultores, pintores, literatos e investigadores constituyó su preocupación y en conocer las nuevas tendencias estéticas, las escuelas, las vanguardias y las últimas investigaciones, mundo sin duda complejo y sutil, puso todo su empeño.

Y lo consiguió. Ahí está como testimonio, su amistad y fluida relación con personajes del mundo de la cultura como José Miguel de Barandiaran, Koldo Mitxelena, Jorge de Oteiza, Gabriel Celaya, Néstor Basterrechea, Koldobika Jáuregi, Pedro Manterola y otros.

A iniciativa y decisión suya se debe que los patriarcas de la cultura vasca como José Miguel de Barandiaran y Manuel de Lecuona fueran nombrados Hijos predilectos de Gipuzkoa y tengan hoy sendos retratos en los salones de la Diputación. Que se adquiriera la biblioteca privada de Gabriel Celaya.

La creación de Arteleku, centro dedicado a las nuevas tendencias del arte. La puesta en marcha del Museo Naval en el rehabilitado edificio del Consulado del Mar. El homenaje a Pepita Embil. El monumento en acero y hormigón en memoria y homenaje a quien fuera director del Orfeón Donostiarra, Antxon Ayestaran. La restauración de la cúpula del Santuario de Loyola. La recuperación del edificio de la calle Urdaneta, para convertirlo en el actual centro Koldo Mitxelena. Casas de Cultura, renovación de edificios municipales…

Larga es la lista de realizaciones en bien de Gipuzkoa y obsérvese que las aquí citadas están directamente relacionas con la cultura, la temática de la que tuvo conciencia, como menos desarrollada.

Era un plaza gizon he dicho al comienzo, y las plazas de los pueblos lo saben muy bien. Recuerdo el cariño con el que le recibían en cada una de las poblaciones visitadas; las inauguraciones de los nuevos frontones, donde realizaba el saque inaugural con estilo propio de quien conocía, por experiencia, el arte y la técnica del juego.

Lo que conocía de verdad era su pueblo; y su pueblo lo conocía y lo quería.

Karmelo Arren


Imanol Murua, Gipuzkoako Alkate

Hoy he acudido al funeral de Imanol Murua que se ha celebrado en Zarautz, en el día que también ha fallecido Sabin Zubiri. Por eso me parece interesante hacer un pequeño resumen de la vida de Imanol Murua, ejemplo de muchos abertzales.

Imanol Murua nació en el año 1935 en Zarautz, en su juventud fue caddie en el golf de Zarautz y un gran deportista que práctico cross, atletismo, remo, fútbol… en el año 1965 fue uno de los creadores de la Ikastola de Zarautz de la que fue presidente entre 1972 (año en que se legalizó la Ikastola) y 1976 trabajó como profesor de la Escuela de Maestría de la localidad durante 27 años.

Andadura en el Ayuntamiento

En 1974 entró de concejal en el Ayuntamiento de Zarautz, y en la gestora que se formó desde el 77 al 79 fue elegido alcalde. En las primeras elecciones democraticas tras la dictadura encabezó la candidatura del PNV en Zarautz logrando la alcaldía con el 51, 37% de los votos y 11 de los 17 concejales a repartir, mayoría absoluta que repitió en las elecciones de 1983. Durante este tiempo compaginó su labor de alcalde con la de parlamentario en el Parlamento Vasco.

Después de su paso por la Diputación se volvio a presentar en el año 1995 a la alcaldía de Zarautz esta vez encabezando la lista de Eusko Alkartasuna, (partido en el que empezó a militar desde su creación) consiguiendo la alcaldía y quedándose a un único concejal de la mayoría absoluta. Puesto que ocupó hasta 1999 en esa legislatura bajo la acusación de haber negado ayuda al Ejército Español, aunque esa decisión fuese tomada respetando y siguiendo la voluntad del pueblo y cumpliendo una decisión de la corporación municipal. Imanol Murua fue inhabilitado durante dos años y condenado a abonar una multa de 2160 euros.

En la Diputación

En 1983 fue nombrado Diputado foral de Cultura donde cabe destacar la creación cultural del Koldo Mitxelena. Y en 1985 fue nombrado Diputado General de Gipuzkoa puesto que ocupó hasta 1991 tiempo en el que defendió el trazado de la autovía del Leitzaran que unía Gipuzkoa con Nafarroa, trazado en el que ETA fue el principal opositor llegando a cometer atentados, pero se mantuvo firme y no cedió a las presiones, pese a que otros partidos políticos cedieron y hubo cambios en el proyecto, en las elecciones de 1991 se registró un triple empate en número de Junteros (12 cada uno) entre EA, HB y PNV, y el PNV obtuvo en sesión de investidura el apoyo del PSE, por lo que Imanol Murua dejó de ser Diputado General.

Movimiento de alcaldes en Bergara

En el año 1976 se reunieron en Bergara alcaldes y concejales nacionalistas de 68 municipios, siendo Imanol Murua aún concejal acudió y los ediles allí reunidos reivindicaban la oficialidad del euskera, la legalización de la ikurriña y la amnistía de los presos entre otras cosas.

Joan Mari Torrealdai publicó un libro con su biografía Imanol Murua, Gipuzkoako Alkate, libro que merece la pena leer.

Imanol Murua

Zorionak Orfeoia!!!

El sábado me pena de haber podido acudir al concierto que celebro el prestigioso Orfeón Donostiarra en el velódromo de Anoeta.

Aunque no me suele hacer mucha gracia que el velódromo se utilice para fines no deportivos, hay que reconocer que el Orfeón Donostiarra se merecía un homenaje por todo lo alto, tal y como sucedió el pasado sábado en Anoeta. Ya que el Orfeón a lo largo de sus 110 años de historia ha sido un fiel embajador de Donostia, al pasear por todo el mundo el nombre de Donostia a la par que cosechaba grandes exitos y aclamadas ovaciones.

ZORIONAK!

70 Aniversario del Bombardeo de Gernika

En el 70 aniversario del atroz bombardeo de Gernika, no podemos olvidar aquella salvajada ni tampoco podemos ni debemos olvidar el resto de atrocidades que padeció el pueblo Vasco, como el Bombardeo de Durango o los más de 3200 fusilados que Navarra sufrió después del alzamiento militar del 36.
Centrándonos en el ataque aéreo realizado el 26 de abril de 1937 por la Legión Cóndor contra la población Vasca de Gernika, me gustaría hacer un hincapié en las consecuencias que tuvo aquella atrocidad haciendo un breve repaso a lo ocurrido “el antes y después“.
Gernika contaba con una población de 5000 personas a la que había que restar a los gudaris que se retiraban para intentar preparar la defensa de Bilbo y a los refugiados que huían del avance de las tropas franquistas. En ese momento no tenía ningún tipo de protección antiaérea y estaba considerada como capital cultural Vasca ya que se encontraban y a día de hoy se encuentran las Juntas de Bizkaia y el Árbol de Gernika venerado por los Vascos, como anécdota hay que recordar que los facciosos querían talar el Árbol una vez conquistada Gernika y fueron los Carlistas los que hicieron guardia para evitar aquel ataque.
El 70% de los edificios de Gernika quedaron en ruinas por el ataque realizado por la legión Condor que se creo en Salamanca tras las conversaciones mantenidas entre Franco, el Almirante Alemán Wilhelm Canaris y en el bombardeo también participaron aviones Italianos.
El bombardeo comenzó a las cuatro y media de la tarde. Se dijo que el objetivo de la operación, era voladura de un puente, aunque el hecho real es que aquel puente después del bombardeo quedo intacto, y eso que Gernika quedo devastada por los aviones Heinkel-11, Dornier-17, Junkers-52 de bombardeo y Heinkel-51 de caza y ametrallamiento, las bombas incendiarias (un autentico horror).
Gernika fue el “primer” ensayo de cómo arrasar una ciudad y a su población desde el aire. Un cambio radical en lo que habían sido las guerras hasta el momento, la población civil estaba sufriendo desde el aire una autentica masacre, al igual que lo es hoy en cualquier lugar, llámese Vietnam o Irak.
Por lo cual tenemos que recordar aquella fecha con tristeza y desear que estas barbaridades no vuelvan a repetirse.

gernika.jpg

Campo de Concentración de Gurs

cementerio-gurs.jpgComo ya os comenté el otro día estuve visitando el campo de concentración de Gurs. Haciendo un breve repaso tendría que empezar diciendo que el campo de Gurs fue construido por el gobierno Francés en 1939 tras el fin de la Guerra Civil Española para dar acogida a aquellos que huían de España por temor a las represalias del franquismo. Cuando comenzó la Segunda Guerra Mundial, el gobierno francés internó en él a ciudadanos alemanes y de otros países considerados afines a éste, así como a franceses considerados peligrosos por sus ideas políticas y a presos por delitos comunes. Una vez firmado el armisticio con la Alemania Nazi en 1940 por el gobierno de Vichy, fue empleado como campo de concentración para judíos de cualquier nacionalidad excepto francesa y personas consideradas peligrosas por el gobierno de aquí partían numerosos trenes a Auschwitz. Tras la liberación de Francia, se internó brevemente en Gurs a prisioneros de guerra alemanes, colaboracionistas franceses y combatientes españoles que habían participado en la resistencia contra la ocupación alemana, pero cuya decidida voluntad de terminar con la dictadura fascista impuesta por el general Francisco Franco los hacía peligrosos a los ojos de los Aliados, antes de su cierre definitivo en 1946.
El campo medía unos 1.400 metros de largo y 200 de ancho, una superficie de 28 hectáreas. Una única calle lo atravesaba a lo largo. A ambos lados de esta calle se cercaron parcelas de 200 metros de largo y 100 de ancho, llamadas ilots (“islotes”), siete a un lado y seis al otro. Las parcelas estaban separadas de la calle y entre sí por alambradas. Éstas eran dobles por la parte trasera, formando un pasillo por el que circulaban los guardias del exterior. En cada parcela se montaron 30 barracones, en total 382.
La comida era escasa y pésima; no había servicios sanitarios, ni existía agua corriente ni saneamiento. El campo no estaba drenado. La zona, debido a la cercanía del Atlántico, recibe mucha lluvia, lo que hacía que el campo arcilloso fuese, exceptuando los meses de verano, un permanente barrizal. Los reclusos, con las pocas piedras que encontraban, construían sendas para atajar malamente el problema del barro. Trozos de alambre que habían sido desprovistos de sus espinos, se tendieron entre los barracones y los retretes para, a modo de barandilla, facilitar el tránsito de las personas.
En 1939 cuando el campo era aún un campo de refugiados tuvo allí alojados a 6555 gudaris Vascos. que ocuparon los barracones A, B, C y D, procedían del campo de Argelés. Telesforo Monzón, ministro de Gobernación durante el Gobierno de José Antonio Agirre, consiguió agrupar en Gurs a los exiliados vascos y ayudó a organizar la vida en el campo. Como os podéis imaginar el panorama era desolador. No había casi nada y eran frecuentes las plagas de ratas, piojos y pulgas. Hasta julio de 1939, además, no hubo un solo hospital.

gurs-ikurrinak.jpg(Yo en la Ikurriña situada al lado del esqueje del árbol de Gernika y el monumento situado por el Gobierno Vasco.)

gurs-vias.jpgA día de hoy se mantienen las vías del tren de entrada al Campo. (Construidas posteriormente)